El salón de fiesta de Luchy

06/02/2019 | La discusión por el alquiler del microestadio municipal tiene como gran protagonista a Lucía Ravina. Ocupando la Secretaría General de Nicolás Ducoté ya tiene toda la agenda programada para el 2019. Pilar Político te recuerda los eventos privados que pasaron por el espacio deportivo más importante que tiene el distrito.

En el cierre del 2018, los concejales de Pilar pusieron en debate si la actual gestión municipal podía alquilar el patrimonio estatal a discreción o si debía existir un control sobre la temática de los eventos y el dinero percibido por el área competente. Finalmente los representantes del pueblo optaron por saber quienes ocupan el microestadio, a qué costo y el fin de esos fondos. En cambio, el Intendente Nicolás Ducoté por un  supuesto ruego de su Secretaria General Lucía Ravina vetó esa ordenanza.

“¡Ya lo tenemos ocupado para todo el año!”, gritó la funcionaria. Según manifestaron fuentes municipales, quienes fueron testigos de una especie de ataque de nervios de Luchy,  la regente del microestadio. Inclusive aquellos que están cerca de la joven oriunda de 25 de mayo, marcan que su actual pareja es quien acuerda muchas de las actividades privadas. Marcos Rivas es conocido en la política local por haber trabajado bajo la órbita del zuccarismo durante muchos años.

Desde el pasado 2018, los eventos privados en esa dependencia municipal se volvieron muy habituales. Entre otros se destacaron una función exclusiva para el gabinete de Ducoté del trío humorístico Midachi. Si, sólo los integrantes del gobierno local accedieron a ese espectáculo. También se sumaron torneos de futsal o patín artístico con poca o casi nula participación pilarense.

Pero sin dudas lo más grosero fue el campeonato “Juega Pilar 2018”. Organizado por los hermanos Paladino, los propietarios de las canchitas ubicadas sobre la Ruta Provincial N°28. Esa competición no sólo tuvo costo de inscripción sino que el premio fue dinero. ¿Un torneo clandestino en un predio municipal? SI. Durante septiembre y octubre acapararon el parquet del microestadio. Inclusive obligaron a buscar otro espacio para evacuar a los inundados que sufrieron uno de los temporales del calendario pasado.

“El premio es de $20.000 pero como el microestadio es municipal no te dejan hacerlo en efectivo. Así que va a ser tipo un voucher de indumentaria deportiva para Dash. Y bueno, el que quiera hacerlo en efectivo se puede arreglar. Pero simbólicamente va a ir el voucher de indumentaria deportiva” (AUDIO), así lo promocionaron los inquilinos de Ravina en un audio que Pilar Político accedio en aquel momento.

AUDIO.

Sin dudas, los chicos de las escuelas deportivas son los que diariamente acuden al microestadio. Pero las infinitas  oportunidades que esos niños o adolescentes debieron volver a sus casas sin poder practicar su disciplina debido a un evento privado demuestran que no son la prioridad para el gobierno local. ¿Cuándo está libre es para todos? Exacto. ¿Y cuándo alguien lo quiere alquilar? Al mejor postor.

Deja un comentario